Biohakcs para la salud pulmonar

27 octubre 2020

¿Qué Biohacks o remedios naturales tenemos para temas de Salud del aparato respiratorio?

  • Remedios caseros.
  • Acerca de la bronquitis.
  • Cuándo ver a un médico

Los desequilibrios se manifiestan en los pulmones con inflamación o hinchazón del revestimiento de los tubos bronquiales, también conocidos como los bronquios.

Hola, en este artículo os hablaremos del sistema respiratorio, de la importancia que tiene para mantener la salud de nuestro organismo (el equilibrio entre sistemas) y algunos consejos para autogestionar tu salud desde casa de manera natural.

Empezaremos con un poco de Anatomía nivel básico para entender que aborda la Nueva Biología, donde  la clave es el equilibrio entre todos los sistemas de nuestro organismo.

Los bronquios son los conductos que conectan los pulmones con la boca y la nariz.

Las personas con bronquitis/asma/EPOC… experimentan dificultades respiratorias causadas por la reducción de la capacidad de llevar el aire a través de los bronquios hacia los pulmones.

Todo esto nos indica que debido a un desequilibrio, nuestro organismo responde con inflamación y moco o flema.

Cuando el desequilibrio perdura, nos encontramos con la situación de que nuestro organismo no tiene la suficiente energía para recuperar el estado de equilibrio y volver a funcionar con normalidad.

Los desequilibrios que afectan la función del pulmón, pueden ser producidos por factores externos o bien internos, bien por desequilibrios emocionales (exceso o deficiencia de energía Qi, energía vital del pulmón) o malos hábitos alimenticios que alteran el funcionamiento de otros órganos, como el bazo y el riñón, que influyen directamente sobre el pulmón, quien pobre, acaba desarrollando alguna patología sino tomamos medidas para equilibrar nuestro organismo a tiempo!

 

En Kōan siempre recomendamos que mínimo 1 vez al año os hagáis un chequeo Kōan 360º, para conocer el estado de vuestras células, vuestra energía y vuestra microbiota, es como pasarle la ITV al coche y asegurarte que todo está perfecto para seguir disfrutando de una vida joven, feliz y jovial.

Una vez conocido el estado de nuestro organismo podemos empezar a auto-gestionar nuestra salud de manera segura.

 

Hoy vamos a hablar de biohacks para equilibrar el aparato respiratorio.

¿Qué remedios caseros son mejores para recuperar el funionamiento normal del aparato respiratorio?

Existen varios tratamientos, incluyendo muchos remedios caseros, para tratar los síntomas que nos debilitan los pulmones.

En este artículo analizaremos la eficacia de estos tratamientos para que cada cual pueda tomar una decisiones informadas.

Por cierto, en Kōan Club nos documentamos de varias fuentes, combinamos, mezclamos y comparamos información de noticas médicas: https://www.medicalnewstoday.com/ de la sabiduría ancestral de la medicina china, el ayurveda y el TNDR.

Biohacks para afecciones pulmonares.

Hay remedios caseros que pueden ayudar a aliviar la bronquitis aguda y crónica, el asma y muchos de los desequilibrios pulmonares.

Usa un humidificador

Mantener el aire en el hogar o el lugar de trabajo húmedo ayuda a aflojar la mucosidad de las vías respiratorias y a reducir la tos.

En Kōan recomendamos el spray aéreo de PURESSENTIEL que combina 41 aceites esenciales, ya que sirve además para purificar el aire interior y los textiles como cortinas, sábanas y  elimina los contaminantes y malos olores de manera natural.

El Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre recomienda un humidificador de niebla fría o un vaporizador de vapor para hacer esto.

Un estudio realizado en 2014 indica que la terapia de humidificación a largo plazo es un tratamiento rentable para las personas con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) o bronquiectasia.

La EPOC es un término genérico para un número de condiciones pulmonares incluyendo la bronquitis y la bronquiectasia, que es una condición en la que las vías respiratorias se vuelven anormalmente anchas.

*Si una persona con una de estas condiciones usa un humidificador, debe ser limpiado regularmente, de acuerdo con las directrices del fabricante, para matar las bacterias y otros patógenos que empeoran los síntomas.

Beber líquidos calientes

El agua tibia, el té y otras bebidas calientes ayudan a diluir la mucosidad, facilitando la tos.

Un estudio realizado en 2008 sugiere que las bebidas calientes pueden proporcionar “un alivio inmediato y sostenido de los síntomas del goteo nasal, la tos, los estornudos, el dolor de garganta, el frío y el cansancio”.

Las bebidas calientes como el té pueden facilitar la tos y se recomienda el uso de jengibre en el té, ya que es un antiinflamatorio.

El té de jengibre también puede ayudar a aliviar los síntomas de la bronquitis, ya que el jengibre es un antiinflamatorio natural.

 

Tápate nariz y boca en tiempo de frío

Ser golpeado por el aire frío repentino puede aumentar la tos. Cubrirse la boca y la nariz antes de salir al exterior cuando hace frío puede ayudarte a reducir la tos y la falta de aliento.

Miel
La miel se utiliza a menudo como un remedio natural para la tos, y se dice que tiene propiedades antivirales y antibacterianas.

Las investigaciones sobre la eficacia de la miel para las infecciones de las vías respiratorias indican que puede ser un tratamiento eficaz en el día a día.

Un estudio de 2007 examinó la eficacia de la miel orgánica en niños con bronquitis. Aunque, ojo con los peques: los niños que tomaron la miel experimentaron un mayor alivio de los síntomas que los que tomaron el placebo, pero el beneficio clínico fue pequeño. La miel no debe administrarse a niños menores de un año.

Los socios de Kōan pueden conseguir miel orgánica en ECOBAIRES, tienda orgánica colaboradora de Kōan Club.

Técnicas de respiración con labios fruncidos

Una técnica de respiración conocida como respiración de labios fruncidos puede beneficiar a las personas con bronquitis, así como a las que tienen EPOC.

La Fundación COPD aconseja que esta técnica ayuda a las personas a respirar más fácilmente:

manteniendo las vías respiratorias abiertas por más tiempo
…retrasando la respiración…
ayudando a los pulmones a eliminar el aire viciado y atrapado
mejorar el intercambio de oxígeno y dióxido de carbono
aumentar el tiempo que se puede dedicar a ciertas actividades

La respiración con los labios fruncidos implica inhalar por la nariz durante 2 segundos, antes de fruncir los labios y exhalar lentamente por la boca durante 4 a 6 segundos.

Los aceites esenciales

Los aceites esenciales como el eucalipto pueden ayudar a reducir la inflamación de las vías respiratorias.
Muchas personas con bronquitis o EPOC utilizan los aceites esenciales para aliviar los síntomas, especialmente la inflamación y las dificultades respiratorias.

Algunas investigaciones sugieren que la inflamación de las vías respiratorias puede reducirse utilizando mirto, aceite de eucalipto o aceite de naranja, mientras que el aceite de mirto muestra beneficios adicionales contra la inflamación.

Os dejamos algunos aceites esenciales que pueden ayudar a aliviar las dificultades respiratorias:

albahaca
eucalipto
menta
romero
árbol de té
tomillo
orégano

Los aceites esenciales pueden ser inhalados directamente o utilizados en un difusor. Nunca tome los aceites esenciales internamente, si no son quimiotipados, los nuestros si lo son. Y recuerda mezclarlos con un aceite de base vegetal para aplicarlos directamente sobre la piel. Por lo general, son de 3 a 5 gotas por cada 10ml de aceite vegetal.

Extracto de ginseng

El ginseng es un remedio herbario popular que se extrae de las raíces carnosas de varias plantas perennes de crecimiento lento.

El ginseng también tiene cualidades antiinflamatorias, que pueden ayudar a sofocar la inflamación en los tubos bronquiales.

N-acetilcisteína (NAC)

Este suplemento es una versión modificada del aminoácido cisteína. Puede ayudar a reducir tanto la frecuencia como la gravedad de la tos. La NAC también puede adelgazar la mucosidad en los bronquios, permitiendo que sea eliminada del cuerpo más fácilmente.

Un análisis de 13 estudios sobre la NAC para la bronquitis crónica o la EPOC sugiere que las personas con bronquitis crónica y una obstrucción de las vías respiratorias se benefician de 1.200 miligramos (mg) por día. Aquellos con bronquitis sin obstrucción de las vías respiratorias ven los beneficios de una dosis regular de 600 mg diarios.

La vitamina D

Según el Consejo de la Vitamina D, muchos estudios indican que las personas que tienen bajos niveles de la vitamina son más propensas a las infecciones respiratorias, incluyendo la EPOC.

Otras investigaciones sugieren que quienes tienen altos niveles de vitamina D experimentan brotes más cortos de infecciones respiratorias o síntomas más leves.

Sin embargo, las pruebas son contradictorias cuando se trata de tomar la vitamina D para tratar las infecciones respiratorias. No obstante, la vitamina D es importante para la salud en general y la suplementación es un enfoque de bajo riesgo para el tratamiento de la bronquitis.

Si eliges tomar suplementos, aceites esenciales o hierbas, te recomendamos que lo hagas bajo el consejo o acompañamiento de nuestros terapeutas de Kōan, ya que no es bueno suplementarse cuando el organismo no lo necesita.

 🌍 El planeta está habitado por 7625 millones de personas, cada una con sus gustos,… infórmate para vivir más sano y feliz.

Si te interesa sigue leyendo para obtener más información sobre la bronquitis.

Tipos
Hay dos tipos de bronquitis conocidos como aguda y crónica.

La bronquitis aguda, o un resfriado en el pecho, es una condición común que puede desarrollarse a partir de un resfriado o una infección respiratoria. Las personas tienden a recuperarse de la bronquitis aguda en 10 a 14 días.

La bronquitis crónica se caracteriza por una constante irritación de los bronquios que dura 3 meses o más, o episodios recurrentes de bronquitis durante al menos 2 años. En 2015, 9 millones de estadounidenses fueron diagnosticados con bronquitis crónica.

Los síntomas de la bronquitis crónica pueden empeorar periódicamente, lo que indica una bronquitis aguda en conjunción con la condición crónica.

Causas
Las causas de la bronquitis varían según el tipo.

La bronquitis aguda es más comúnmente causada por un virus, particularmente aquellos que causan resfriados y gripes. Los virus no responden al tratamiento con antibióticos, por lo que no se deben recetar antibióticos a alguien que tenga una bronquitis aguda causada por un virus.

Fumar es la causa más común de la bronquitis crónica, aunque la contaminación del aire o el polvo pueden ser un factor en algunos casos.

Factores de riesgo

Un gran porcentaje de las personas que desarrollan bronquitis tienen antecedentes de fumar.
Varios factores de riesgo están relacionados con la aparición de la bronquitis, entre ellos:

Inmunidad deficiente:

Las personas con inmunidad reducida son más vulnerables a la bronquitis. Los factores que reducen la inmunidad incluyen la enfermedad, la infección viral y la edad. Los adultos mayores y los niños pequeños corren un mayor riesgo.

Fumar:

El humo del cigarrillo puede irritar el revestimiento de los tubos bronquiales, lo que puede provocar bronquitis. Más del 90 por ciento de las personas diagnosticadas con bronquitis crónica tienen antecedentes de tabaquismo. Sin embargo, incluso el humo pasivo puede ser un factor de riesgo. Un estudio realizado en 2012 encontró que la exposición al humo pasivo en el trabajo casi duplicaba el riesgo de bronquitis crónica, mientras que el tabaquismo pasivo en el hogar aumentaba el riesgo en 2,5 veces.

Otros irritantes:

Se sabe que la exposición continua a granos, productos químicos, polvo y tejidos causa irritación en el delicado revestimiento de los bronquios.
Acidez estomacal: El ácido que se eleva debido a la acidez estomacal causa inflamación en los tubos bronquiales.

Los síntomas más comunes de la bronquitis son:

  • tos
  • dificultad para respirar
  • agotamiento de la mucosidad
  • molestias generalizadas en el pecho
  • fiebre de bajo grado
  • escalofríos

Las personas con bronquitis aguda también pueden haber tenido otros síntomas consistentes con el resfriado o la gripe que contribuyeron al desarrollo de la bronquitis.

Algunos ejemplos de estos síntomas son:

  • dolor de cabeza
  • nariz que gotea
  • Dolor de garganta.

Complicaciones
Aproximadamente 1 de cada 20 casos de bronquitis resulta en neumonía. Además, los episodios repetidos de bronquitis pueden indicar EPOC.

Prevención
Hay varias medidas que se deben tomar para reducir el riesgo de desarrollar bronquitis aguda o crónica:

Evitar los irritantes:

Si el contacto con irritantes pulmonares es inevitable, tome medidas para reducir la exposición. Por ejemplo, aumente la ventilación.

Deja de fumar:

Dejar de fumar y evitar la exposición al humo de segunda mano ayudará.
Mejore la inmunidad: Abordar las condiciones de salud subyacentes, llevar una dieta equilibrada, hacer ejercicio, reducir el estrés y dormir lo suficiente, todo ello ayuda.

Limita la exposición a las bacterias y los virus cuando sea posible:

Házlo lavándote las manos frecuentemente.

 

Te recordamos que puedes pedir cita para una Primera visita de diagnóstico para crear el protocolo de tratamientos naturales adaptados a ti

Para pedir cita envíanos un mail a hola@koanclub.com o por teléfono o whatsApp  al 663219 641

Síguenos en nuestro canal de YOu Tube donde encontrarás muchas entrevistas con Doctores e investigadores de Epigenética y todas las ofertas en tratamientos y productos en nuestro IG: @koanclub

 

y mientras tanto recuerda, STAY KōAN – STAY WITH YOU

 

PEDIR CITA ONLINE Llámanos al 663219641 ó envíanos un mail.

Como Hackear tu cerebro para ser más positivo

26 marzo 2020

Hola!!
Soy Lili Rose colaboradora de Kōan Club y hoy os quiero dar algunos consejos para hackear nuestro cerebro y ser más positivos!
Pues es difícil muchas veces (y más en los tiempos que corren) mantenernos fuertes y surfear todo lo que nos rodea.
Las relaciones con nuestro entorno son complicadas, cuando nos sentimos bien en el trabajo parece que se tambalea nuestra relación en pareja, o con algún amigo o de repente viene una situación imprevista y todo lo que estaba bien entra en un período de incertidumbre. La vida es un continuo oleaje y hay que estar siempre surfeando. Por eso hay que estar preparad@ para cuando viene la ola, y eso significa, encarar siempre las olas con positividad!

Empecemos analizándonos un poquito!!

¿Cuál es tu forma de ver  y afrontar la vida? ¿Crees tener una mentalidad positiva? ¿ves el vaso medio lleno o medio vacío?
Si eres optimista, te sentirás reconocido con mis propuestas! Pero si (por el contrario) tu balanza se inclina más hacia un enfoque de derrota, espero poder ayudarte con mis consejos!

LA MENTALIDAD POSITIVA

Antes de nada, quiero puntualizar que pensar de forma positiva no significa vivir en el mundo de las golosinas o en el país de las piruletas…
No significa que si esta es tu manera de ver las cosas, vivirás feliz 24 horas cada día, 7 días a la semana. Y mucho menos quiere decir que quienes tienen esta mentalidad, ignoren olímpicamente sus problemas para evitar que ellos afecten su buen humor.
Pensar positivamente significa que debes enfocarte en el lado bueno de las cosas y a veces, puede costar más de ver-lo, o puede que no lo encuentres, entonces mi recomendación es que trates de abordar esa situación de una manera práctica, confiando siempre en tu capacidad de superar cualquier desafío y sabiendo que al final todo será para mejor.

 

¿Para qué sirve tener una mentalidad positiva?

Hay muuuuchos estudios científicos que demuestran que existen muchos beneficios (tanto físicos como psicológicos), si mantenemos una mentalidad positiva.
Pensar de manera positiva mejora nuestro estado de ánimo, ayudándonos a prevenir las enfermedades relacionadas con el estrés, que van desde problemas cardiovasculares y depresión, hasta resfriado común, pues la negatividad tiene que ver con el miedo, y el miedo afecta directamente a nuestro sistema inmunológico.
Pensar de manera positiva, nos mantendrá saludables nos ayudará a aumentar nuestra autoestima y confianza, librándonos de muchísimas limitaciones que la mayoría de las veces son producto de nuestra mente, ayudándonos también a abrirnos ante nuevas posibilidades, oportunidades y retos.

¿Cómo cambiar mis pensamientos negativos en positivos?

Para lograr conseguirla, básicamente debes aprender a cambiar tus pensamientos negativos, por positivos. Y seguramente te dirás: “Sí claro, esto es más fácil decirlo, que hacerlo”.
Eso sucede porque vivimos llenos de miedos y bloqueos, algunos debido a las “normas” impuestas por la sociedad, que se nos inculcan desde pequeños y que nos predisponen a pensar negativamente la mayoría de las veces y otros porque debido a situaciones vividas que todavía no hemos aprendido a liberar y superar nos hacen afrontar las nuevas situaciones parecidas de manera negativa.
“Esto es imposible”, “No soy capaz”, “no me llama porque no le intereso” en vez de pensar “wow que difícil, bueno, voy a ver que me invento para conseguirlo” o “No me llama, debe estar liadíssim@, voy a dejarle y no agobiarle y ya me llamará cuando se libere” …  ¿Te identificas pensando alguna de estas frases u otras similares?
Desde mi experiencia puedo decirte que es posible cambiar ese tipo de pensamientos, solo necesitas mirarte en tu interior cuando estos pensamientos negativos aparecen y analizar su causa, que los provoca? que situación anterior o que miedo te bloquea y no te deja actuar con libertad tal y como tu instinto y tu corazón te dicen, pero tu cerebro te bloquea?
Ilustración de mi querido amigo mexicano @zukellogs

 

 

Por si no lo sabías, la mente humana tiene el poder de enfocarse solamente en un pensamiento a la vez. Por lo que hemos de aprender a cambiar esos pensamientos negativos por positivos.

>Y cómo?

Requiere de práctica, ya que la mayoría de las veces los pensamientos negativos surgen de manera inmediata e inconsciente. Hay que cambiar el hábito. <todo va de hábitos con lo que a la conducta del ser humano se refiere>
Para estos casos, os voy a contar un ejercicio que suelo hacer, quizás os ayude a superar esos bloqueos que os generan pensamientos negativos.
Imagínate que estas en el trabajo y tu jefe te habla mal y te hace sentir inferior, cosa que suele hacer y eso te causa un sentimiento de inseguridad a la hora de afrontar el proyecto.
El pensamiento que te genera es:  no voy a estar a la altura y no voy a poder llevar a cabo este proyecto.
El ejercicio consiste en hacerte la siguiente pregunta: Es verdad?
Entonces, imagínate que no es verdad, imagínate haciendo el proyecto y presentándolo. Cómo te sientes? feliz, verdad?
Ahora por el contrario, imagínate sin energía, preso del sentimiento negativo y sin ánimo para empezar el proyecto… te sientes mal verdad?
El ejercicio consiste en imaginarte una y otra vez presentando el proyecto, experimentando la sensación de felicidad que te proporciona el haber empezado a encarar el proyecto y llevarlo a cabo y presentarlo.
Imagínate así tantas veces como sea posible, hasta que olvides por completo ese sentimiento negativo provocado por un factor (en este caso una persona) externo a ti, a tus capacidades y a tu potencial.
Este mismo ejercicio puedes aplicarlo a las situaciones en pareja o con los amigos o con tus padres o familiares, con cualquier situación que te veas bloquead@ y surjan pensamientos negativos.
Aunque tu pensamiento consciente te diga que no puedes lograr hacer algo, repítete a ti mismo que sí puedes, e inténtalo, ya verás cómo irás superando estos bloqueos que condicionan tus emociones.

NO TE RINDAS ANTES DE INICIAR LAS BATALLAS

Con el tiempo y la práctica, la mentalidad positiva se convertirá en hábito y podrás ver el cambio. No solo tendrás una actitud positiva frente a la vida, sino que prácticamente todos los aspectos de la tuya mejorarán increíblemente.

Te dejo algunos tips, que <a mi me han funcionado> que te ayudarán a crear un hábito para instaurar una mentalidad positiva en tu vida!!

1.   Reflexiona.

Al final de cada día, toma un momento para reflexionar sobre los pensamientos y acciones que tuviste a lo largo de él. Evalúa si fueron positivos o no y, si no lo fueron, piensa qué podrías hacer para cambiar esa respuesta de ahora en adelante.

2.   Identifica que aspectos de tu vida y/o caracter quieres mejorar.

Como mencionamos, la reflexión diaria ayudará a que identifiques cuáles son las áreas en las que debes trabajar en tu proceso para cultivar una mentalidad positiva. Todos tenemos cosas que podemos mejorar y el autoconocimiento es muy importante en nuestro crecimiento.
Sea que hablemos de hábitos, relaciones personales o proyectos de trabajo, siempre hay que intentar verlos desde un punto de vista positivo. En lugar de decir “Tengo un mal hábito” o “Tengo una mala relación”, digamos “Tengo un hábito que puedo mejorar y estoy buscando la forma de lograrlo”.
Es imprescindible trabajar en nosotros mismos para conseguir el futuro que realmente deseamos.

3.   Confía en tí, y trátate con amor.

Solo nos sentimos confiados cuando sabemos que somos capaces de hacer algo bien. Pero para hacer algo bien, necesitamos intentarlo una y otra vez.
Si nunca intentas algo nuevo o solo lo haces una vez, no sabrás con certeza si eres bueno o no en eso. La mayoría de las habilidades requieren de tiempo y de práctica para desarrollarse.
A veces podemos pensar que hemos superado un miedo, y de repente te encuentras con una situación que hace aflorar ese miedo que tenias oculto. No pasa nada, escríbelo, asúmelo, y vuelve a hacer el ejercicio de preguntarte: es verdad? o es un pensamiento creado por un miedo instaurado? imagínate de nuevo positivizando el pensamiento y lo bien que te sienta cuando piensas en positivo.
Cuando más practiques algo, te sentirás más seguro al respecto. Esa seguridad te dará la confianza de continuar intentando cosas nuevas en el futuro y superar esos miedos instaurados.
Está comprobado que los pensamientos positivos son claves para desarrollar una mentalidad positiva. Sin embargo, no servirán de nada si no están respaldados por ese sentimiento de seguridad que solo se forma a través de los pequeños triunfos que logres a lo largo del camino.

4.   Quiérete.

Debes tratarte con el mismo cariño y tacto con el que tratas a los que más quieres. Por favor no te denigres y tampoco permitas que otros lo hagan. Trabaja para cambiar lo que no te gusta de ti….Pero mientras tanto, no te castigues por ello.
Busca la forma de motivarte si sientes que lo necesitas. Y cuando te lleguen esos pensamientos negativos respecto a ti mismo, mejor enfócate en todas tus virtudes.

5.   Cuida tu salud.

Hacer ejercicio físico es parte de querernos. Lo leemos y escuchamos por todos lados, pero la mayoría de nosotros no lo tiene instaurado en su día a día.
Sé que a algunos os puede dar algo de pereza, pero está comprobado que dedicar solo 10 minutos diarios (y si puedes 30, mejor que mejor), nos brinda muchísimos beneficios a nuestro estado de ánimo.  Por lo tanto, instaura-lo en tu rutina diaria!!! haz click aquí y ves al post donde te enseño a instaurar una rutina!!
Lo mismo te digo con el tema de alimentarte sanamente. Y mucho ojo: no dije “dieta” ni “morirte de hambre”, porque eso tiene un efecto totalmente contrario. Pero la realidad es que si consumimos todas las vitaminas, proteínas y minerales que nuestro cuerpo necesita (en las cantidades adecuadas), nuestro estado de ánimo mejorará muchísimo y además aumentaremos nuestra energía, por no decir que nuestro organismo estará equilibrado y gozará de una salud estupenda para afrontar cualquier resfriado, gripe o lo que venga según la época del año!! Estará protegido o protegida!!

6.   Ríe más.

¡Reír es terapéutico! E incluso existe actualmente la “terapia de la risa”. Si intentas aplicar el buen humor en tus situaciones cotidianas, ¡vivirías más tranquilo y feliz! Es muy importante aprender a reírnos de nosotros mismos de vez en cuando, y a no tomar todo tan en serio.

7.   Guarda cada día un ratito para tí.

Estamos acostumbrados a sacar tiempo de donde no tenemos para todo y para todos y, sin embargo, no lo sacamos para nosotros mismos. Siempre anteponemos el trabajo, la familia, los compromisos sociales, nuestras mascotas (y sigue un largo etcétera) y muchísimas veces nos olvidamos de nosotros mismos.
Es necesario que entendamos de una vez por todas, que cada quien es responsable de su felicidad y que la misma debe tener prioridad sobre el resto de las personas o cosas.
Si no somos felices nunca haremos feliz a nadie más, e incluso tampoco podremos cumplir con nuestras responsabilidades.
Cualquier cosa que hagas y que te brinde felicidad, funcionará. Desde tomar una rica taza de café en las mañanas, hasta leer unas páginas de un buen libro antes de dormir. Todo es válido. La idea es pasar más tiempo haciendo las cosas que te hacen sentir bien, y que además (esto es muy importante) esas cosas sean beneficiosas para tu desarrollo personal.
Si disfrutas de la mayoría de lo que haces durante el día y luego descansas adecuadamente, es seguro que notarás cómo tu positividad estará mucho más presente en tu vida.
La vida no es un destino sino es el camino, las pequeñas cosas importan y los detalles son importantes. NO TE PIERDAS LAS COSAS BUENAS QUE TE BRINDA EL CAMINO.

8.   Lee, escucha música, baila y canta bajo la ducha a grito pelado.

Leer, escuchar música, bailar y cantar, te desconectan del mundo, te evaden de la realidad. No solo es algo que te entretiene, sino que es una terapia de enajenación que hace que tu organismo se oxigene, pus liberas miedos y energías negativas.

9.   Rodéate de personas buenas y que aporten algo positivo a tu vida.

Asegúrate de que quienes están tu lado, merezcan estar allí. Como dijimos, debemos querernos y por lo tanto cuidarnos, y eso también incluye protegernos de aquellos que nos hacen daño, aunque no lo hagan “con intención”.
La gente tóxica está por todas partes y puede ser algún familiar, tu pareja, un amigo, tu ex… o incluso tu jefe o algún compañero de trabajo. Este tipo de personas afecta nuestro estado de ánimo e incluso nuestra autoestima (especialmente si son muy cercanos), ya que su opinión realmente nos importa.
Si es tu caso y tienes a una persona tóxica cercana a ti, lo mejor que puedes hacer es tomar distancia y a la vez, rodearte de gente positiva y con metas similares a las tuyas.

Al inicio de este artículo os he comentado que mantener una mentalidad positiva no significa que estaremos felices todo el tiempo, ya que la vida viene con una gran cantidad de emociones y, aunque a veces no sepamos manejarlas adecuadamente, debemos permitirnos sentirlas y también expresarlas.

Pero una mentalidad positiva, nos ayudará a mantener un estado físico y mental saludable porque nos motivará a hacer los cambios que personalmente necesitemos para vivir una vida más feliz y gratificante.
Entonces cultivemos esos hábitos que son beneficiosos para nuestro desarrollo, sin permitir que nada ni nadie se interponga en el camino para lograr la vida que soñamos.
—————————-
Y hasta aquí mi artículo de hoy! espero que te haya gustado. Si es así, compártelo para que más personas puedan beneficiarse de una vida feliz y sin miedos.
nos leemos en el próximo post.. y recuerda, mientras tanto… STAY KōAN – STAY WITH YOU.
PEDIR CITA ONLINE Llámanos al 663219641 ó envíanos un mail.